7 de mayo de 2014

INSPECCIÓN DE TRABAJO REQUIERE AL AYUNTAMIENTO DE ADRA PARA QUE SUBSANE LAS DEFICIENCIAS SOBRE SEGURIDAD E HIGIENE DENUNCIADAS POR CNT


Las deficiencias denunciadas afectaban a las trabajadoras destinadas al área de limpieza de edificios de competencia municipal

El tiempo de trabajo de las limpiadoras fijas discontinuas ha aumentado temporalmente decisión que corrobora la falta de personal que veníamos denunciando

 

 A principios del curso escolar, las limpiadoras fijas discontinuas del ayuntamiento de Adra, denunciaban públicamente la falta de personal y medios en esta área municipal especialmente en los centros escolares cuya limpieza es de competencia municipal. Con la adhesión de más de la mitad de las Asociaciones de Madres y Padres de Alumnos de los colegios públicos a las reivindicaciones planteadas desde la sección sindical de CNT, comenzó un leve cambio de actitud por parte del consistorio, sobre todo en lo referente a cantidad de utensilios y productos. Sin embargo, fueron inflexibles en otras cuestiones como el aumento del tiempo de trabajo del personal fijo discontinuo o la subsanación de algunas deficiencias en materia de seguridad que demandábamos.

Pasado el tiempo, no han tenido más remedio que mantener en el puesto de trabajo a las fijas discontinuas que debían irse en el mes de abril al paro debido precisamente, a la falta de personal que al principio aludíamos y que, en su momento, el ayuntamiento atribuyó a oscuros fines políticos. No obstante, y a pesar que se ha solicitado información concreta sobre los motivos de esta la prolongación temporal del tiempo de trabajo no tenemos respuesta concreta pero suponemos que es probable que continúe hasta el fin de curso.

Por otra parte, las deficiencias en materia de seguridad se han empezado a resolver tras la preceptiva denuncia en la Inspección de Trabajo. Después de varias reuniones en la Inspección Provincial de Trabajo, el Ayuntamiento ha comenzado a subsanar las deficiencias que en materia de seguridad e higiene se denunciaron en el mes de diciembre de 2013.

Por ahora, se ha procedido a la entrega del nuevo vestuario para las limpiadoras municipales compuesto por dos pares de casuchas y dos pares de pantalones así como calzado adecuado para todo el colectivo de trabajadoras, fijas y fijas discontinuas. Hay que reseñar que mientras el resto de personal municipal había recibido nuevo vestuario estas trabajadoras continuaban sin percibir nada ante la pasividad de los órganos de representación unitarios y de las distintas secciones con representación en los mismos.

También se ha realizado el correspondiente reconocimiento médico, y se ha hecho entrega de algunos EPI´S de los que carecían.

Asimismo, la Inspección de Trabajo ha requerido al ayuntamiento para que ponga fin a la práctica de llevar a los centros de trabajo garrafas con productos de limpieza sin el correspondiente etiquetado. Esta mala praxis pone en riesgo la salud de las trabajadoras que en el desarrollo de sus funciones terminan manipulando productos de los cuales desconocen tanto sus propiedades, como las precauciones que han de tomar en su manipulado y que por otra parte, son obligatorias en todos los envases de productos químicos.

Además, otra de las cuestiones que deberá subsanar el consistorio, será la renovación de las escaleras manuales en mal estado que estadísticamente, son una fuente habitual de accidentes laborales.